Poemas… Ni un instante

208643395207162540_zxflt6FL_b
Revolotea en mi pensamiento
constante y atrevida tu imagen…
¡No puedo dejar de pensarte!
Ni un instante… ¡Ya lo sé!

Mi deseo, cautivo en tu piel
como el torrente en su cauce…
¡No puedo dejar de desearte!
Ni un instante… ¡Ya lo sé!

De un segundo o una existencia,
tu ausencia, siempre intolerable…
¡No puedo dejar de extrañarte!
Ni un instante… ¡Ya lo sé!

Mi pecho no admite otro aire
que el aire que tú purificaste…
¡No puedo dejar de respirarte!
Ni un instante… ¡Ya lo sé!

El sol siembra en tu rostro
visos de un celeste paisaje…
¡No puedo dejar de mirarte!
Ni un instante… ¡Ya lo sé!

Deidad única de mi devoción,
de mi ilusión, soñado baluarte…
¡No puedo dejar de adorarte!
Ni un instante… ¡Ya lo sé!

Dueña eterna de mi corazón,
esta conclusión es inevitable…
¡No puedo dejar de amarte!
Ni un instante… ¡Ya lo sé!

(Fabián Ruiz)
Anuncios

Un Nuevo Amor

La vida se renueva y amor también. Muchas parejas buscan un nuevo amor y otras viven los primeros pasos de un nuevo amor. El primer tema ya lo hemos abordado algunas veces y en esta ocasión vamos a dar consejos para que los primeros pasos de un nuevo amor tengan éxito o nazca al menos con buen pie.

Consejos para iniciar un nuevo amor

Acabas de conocer a una persona y te dispones a transformar esta experiencia en un nuevo amor ¿estás preparado /a?).

1. Ilusión y realismo. Plantea con realismo el alcance de la relación, y ve dado tiempo a que se consoliden las expectativas. Cualquier nuevo amor debe iniciarse con fe e ilusión de que todo va a salir bien. Pero el amor es complicado y es sabio dejar que el tiempo vaya fraguando la relación, sin sobredimensionarla, ni exigirle más de los que puede dar.
2. Sinceridad sin reservas. En una relación duradera acaban saliendo las cosas que se ocultan, el amor debe ser compartido sobre la base de mayor sinceridad y la mayor comunicación. No dejes nada pendiente que salga más tarde en el momento más inoportuno para los dos y suponga un descrédito de vuestra cofianza y amor. No aparentes algo que no seas; el paso del tiempo te acabará dejando sin máscara.
3. Conocer a fondo. El flechazo a primera vista, el atractivo de un mundo totalmente nuevo de sensaciones, relaciones, etc. todo eso está muy bien, pero intenta conocer lo mejor a la persona con la que has iniciado la relación. Deja un pequeño espacio en tu cabeza para la objetividad y le realismo. Querer no significa sobrevalorar, querer es amar lo bueno y lo menos bueno de una persona. No sobrevalores ni a la persona, ni a la relación. El amor es compartir a la persona en su totalidad. Intenta identificar y comprender las debilidades de tu pareja. Cultiva mejor empatía que admiración. Haz un equipo con tu pareja. No te dejes llevar por aquella afirmación que dice que el enamoramiento es un estado mental de atontamiento transitorio.
4. Sé consciente de las implicaciones de la relación que comienza. Tu nuevo amor… ¿tiene hijos? ¿qué papel esperan de ti? ¿qué compromisos laborales tiene tu nuevos compañero /a? ¿Es un empleo cometidos a potenciales traslados? ¿estarías dispuesto /a abandonar tu ciudad, tu familia, tus amigos…? ¿podrías vivir una amor a distancia?.
5. Merecer la pena. Plantea con realismo si tu apuesta merece la pena y hasta que punto o nivel. El amor verdadero es muy exigente. Por esto es bueno que utilices la información que obtengas de “conocer a fondo” y, si hay muchas diferencias y desencuentros en temas que son fundamentales para ti, te plantees, con honestidad y sinceridad, si merece la pena la relación que comienza. Las relaciones se complican a veces conforme se amplia el tiempo de las mismas (temas económicos, relaciones sociales, rendimiento en el trabajo, familias, hijos…). No permitas que eso suceda, especialmente si las evidencias de incompatibilidades y diferencias hacen insalvable una relación.
6. Generosidad. El amor está basado en la empatía, la comprensión y la generosidad. Si la persona que conoces, crees que merece la pena, toma como un reto mejorar tu persona, sé generoso /a en todas las facetas de la relación y haz un equipo en el que se dé la necesaria reciprocidad y comprensión mutua. Cede en las pequeñas cosas, en las manias personales. La convivencia puede hacer mella en todo un cúmulo de diferencias en pequeñas cosas (gustos, pretensiones, costumbres, exigencias familares, etc. etc.).
7. Deja un espacio de libertad individual. No afixies a tu nuevo amor, anímale e incluso ayúdale para que progrese en su trabajo, lleve cabo sus hobbies, no descuide sus buenos amigos, intente hacer un equipo. Incluso anima, ayuda y participa -cuando puedas y sea oportuno- en estas facetas y en todo lo que pueda enriquecerle como persona. El amor no es un monopolio de la actividad vital de una persona. Deja enriquecer a tu pareja, si el amor es verdadero, el amor entre vosotros se fortalecerá.
8. La línea de evolución del amor. Procura que el amor vaya a más y no a menos. Es bonito inciciar un nuevo amor. Pero lo es más todavía cuando dos personas, al cabo de algún tiempo, se sienten más unidos, más seguros, más enamorados y, sobretodo, siente que conforme avanza el tiempo hay más motivos para amarse. Si tu nuevo amor merece la pena, procura que la línea de tu nuevo amor sea ascendente toda la vida…

Poema: En esta noche fría

Oigo a los lejos un tema,

sacia el  silencio que temo,

llenas las copas en mesa

calma y cordura no meso

Dejo al decoro sus velos,

baño la estancia de velas,

nave que encalla en el puerto,

brisa que cierra la puerta.

Alma que pongo en tus manos

ansia  perlada que manas,

manto de cuerpo calmado,

noche de frío y calmada.

Férvidos labios canela

rozan mi cuerpo canelo,

mimos en danza de arañas

se oyen gemidos…¡Araños!

gisell_v

Poema de Amor: Lejos…

Lejos, estás lejos
aunque te siento, incluso te beso
a pesar de que puedo mirarte,
sigues lejos, cada instante más lejos
es extraña mi añoranza de ti,
porque estás aquí
pero no estás aquí: estás lejos de mi.
¿Qué te puedo decir que no sepas?
Podría enumerar tus virtudes,
y no acabaría a tiempo,
podría relatar mis añoranzas,
pero no te añoro si existes,
podría incluso morir de amor,
pero muerto aún seguiría amándote.

Así te quiero, tal quieres

Te quiero, así no lo quieras

cada día, en mis mañanas frías

toda la noche sin que trasnoche

en esas horas que me acaloras.

Así lo quieres, y quieres

un clan de nubes no te envolviera

rozar mi piel antes que el ocaso

calcinarme en llameante hoguera

dejarme rendida ante tu paso.

Te quiero, así no lo quieras

Así te quiero, tal quieres.

gisell_v

Sueño De Amor Perfecto de Bernardo Ortiz de Montellano

Amor de sueño amante que otro cielo
revive en su interior desdoblamiento,
unión la de los ojos y el aliento
que las manos aparta de su celo.

Amor de cuerpo y sombra ceniciento
de paisajes recónditos al hielo
de color y de aroma y de desvelo
puro como la muerte y como el viento.

amor que de la carne vuela al sueño
y en él imagen que desnuda anude
la ribera sin ámbito de cuerpo.

Amante que en su sombra se desnude
y en su sangre redima lo que fluye
y descubra en su sueño lo que sueño.

Aquiles Nazoa Luna de queda

Esta noche te he visto, luna de la epifania.
Desolada y remota mirabas la ciudad
desde un cielo tan triste que a mi me parecia
como recien salidos de alguna enfermedad.

Mientras por los aleros de la ciudad vacìa
ibas desparramando tu inùtil claridad,
un tiro de revòlver senò de la lejanìa
y un mundo de laridos poblò tu soledad.

Nada màs. Tu seguistes tu viaje por el cielo
con la melancolìa de una barca de hielo
que irremediablemente se perdiera en el mar.

Y yo que te miraba con ojos de jumento
te escribì esta estrofa con el presentimiento
de que tal vez màs nunca te volver a cantar.

Pero noviembre, agricultor de yedras,
conmemora en tus gàrgolas el llanto
¡Ay ciudad dibujada en piel de frutas,
por tu aire niño y por tu cielo breve,
eres caperucita en tus Kantutas y ,
al pie de tu iluminada, Blanca Nieves!

Pero tambìen,zagala de mi cuento,
con la palabra Libertad te nombro
porque te he visto, el corazòn al viento,
y el fusil de tus indios en el hombro.