Aquiles Nazoa Serenata a Rosalia

Levántate, Rosalía
a ver la luna de plata
que el arroyuelo retrata
y el lago fotografía.

Levántate, vida mía;
¡anda, pues, no sea ingrata!
Levántate con la bata,
o sin ella Rosalía.

Ay, levántate mi nena:
sé complaciente, se buena
y ¡levántate, por Dios!

Levántate, pues trigueña,
que esta cama es muy pequeña
y no cabemos los dos!

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s